• 1 plancha de hojaldre (en cualquier supermercado)
  • 1 tableta de chocolate (al gusto)
  • 1 cucharada de mantequilla
  • 1 huevo
  • Azúcar vainillado (opcional)
  • Azúcar glas (para decorar)

Hoy traemos una receta rápida para que los más golosos se pongan las botas en cuanto se lo propongan. Se trata de un postre fácil de hacer, que os requerirá menos de treinta minutos de vuestro tiempo. Además, os proponemos una receta de chocolate, pero ya sabéis que el hojaldre se presta a todo tipo de rellenos: crema, cabello de ángel, mermeladas, frutas… ¡Preparaos para una receta de postre súper sencilla!

Instrucciones

1. Troceamos el chocolate que hemos elegido y lo metemos en un cazo a fuego lento. Añadimos la mantequilla y removemos con paciencia.

2. Sobre el banco de la cocina, sin retirar el papel vegetal, desenrollamos la masa de hojaldre. La extendemos un poco con la ayuda de un rodillo para que no esté tan gruesa.

3. A continuación, con un cuchillo, le hacemos unos cortes a la masa.

4. Cuando el chocolate se haya terminado de derretir, lo retiramos del fuego. Espolvoreamos la mezcla con azúcar vainillado la gusto (cuidado que no quede demasiado dulce).

5. Lo extendemos sobre el centro de la masa hojaldrada. Aprovechamos para poner el horno a calentar a 180º.

6. A continuación, hacemos la trenza. En primer lugar, doblamos el rectángulo del extremo hacia dentro. Después, vamos trenzando las tiras de una y otra parte alternativamente, unas encima de las otras.

7. Batimos el huevo y pintamos la superficie del hojaldre para que salga bien doradito.

8. Metemos en el horno aproximadamente 15 minutos a 180º. Cuando haya subido el hojaldre y se haya dorado, lo sacamos. Decoramos con azúcar glas.


[Total:6    Promedio:3/5]