• Una manga pastelera
  • 250 gramos de chocolate fondant
  • Dos huevos
  • 150 mililitros de agua
  • 250 mililitros de nata para montar
  • 80 gramos de harina de trigo
  • 60 gramos de mantequilla
  • Un pellizco de sal
  • Azúcar glas (opcional)

Los deliciosos profiteroles, también conocidos en el mundo de la pastelería como petisús, son unas bolas hechas de pasta choux, que se rellenan de crema pastelera o de chocolate. También existe su variante en plato salado, principalmente de queso, que es el protagonista de la gastronomía austriaca.

Pero continuación, te presentamos la mejor receta de postres, para que puedas hacer los clásicos profiteroles de chocolate, sin duda alguna uno de los postres más deliciosos que les encantan a todos, tanto grandes como pequeños de la casa. Es que ¿Quién puede resistirse a ese increíble sabor? ¿Preparado para caer en la tentación?

 

Preparación de los Profiteroles:

  • Precalienta el horno a 200 grados centígrados durante 15 minutos y en una cazuela, pon la mantequilla, el agua y la sal. Colócalo en la cocina, y mantenlo en el fuego hasta que rompa a hervir.
  • Retira el cazo del fuego, y agrega toda la harina, luego incorpora de nuevo la cazuela al fogón y, sin parar de remover, mezcla con mucha paciencia hasta que se forme una especie de masa.
  • Aparta el cazo del fuego, y deja enfriar la masa de profiteroles durante 5 minutos. Cuando se haya templado o enfriado a temperatura ambiente, añade un huevo, y remueve hasta que se haya integrado totalmente a la masa.
  • Posterior a eso haz lo mismo con el huevo restante. Agrégalo a la pasta de profiterol, y mezcla hasta conseguir una textura totalmente homogénea.
  • Forra la bandeja del horno con papel vegetal y vierte la masa de los profiteroles en la manga pastelera.
  • Tienes que formar pequeñas bolas de profiteroles en la bandeja del horno, dejando  una cierta distancia entre ellas, porque aumentan de tamaño en el horno. Si no tienes manga pastelera, puedes realizar este paso con la ayuda de una o dos cucharas.
  • Hornea los profiteroles a 200 grados centígrados durante 25 minutos. Transcurrido el tiempo de horneado, saca los profiteroles y déjalos enfriar a temperatura ambiente.

Preparación de la crema de chocolate:

  • En un cazo, pon la nata a hervir y cuando empiece a burbujear, retira del fuego.
  • Añade el chocolate cortado en trozos, y remueve hasta que se integre con la nata totalmente. Deja enfriar la crema de chocolate, pues es recomendable que esté a temperatura ambiente al momento de utilizarla.
  • Una vez la crema esté templada, bátela con unas varillas de cocina especiales, para poder así espesar el chocolate. Cuando la crema de cacao esté en su punto máximo, vuélcala en la manga pastelera y reserva.

Emplatado de los profiteroles

Corta por la mitad los profiteroles o un poco más arriba, y rellénalos con el chocolate de la manga pastelera. Espolvoréalos con azúcar glas si deseas y, seguidamente, un poco más de chocolate por encima.

¡Buen provecho! Y disfruta de esta increíble receta de postres.

 


[Total:0    Promedio:0/5]