• 4 personas
  • 20 minutos
  • 1kg sandía
  • 20 hojas menta fresca
  • 3 limones
  • 2 cucharadas azúcar moreno
  • 1 litro agua
  • Hielo

¡Hola de nuevo, estudiantes! Definitivamente, el calor ha llegado para quedarse, y todavía le quedan unos cuantos meses… así que, ¿qué mejor manera de refrescarse que con una receta fácil de frutas naturales y de temporada? Es una magnífica opción para aquellos a quienes les gustan las recetas de bebidas frías a base de sabores afrutados y ácidos y, como siempre, tiene una elaboración rápida y sencilla. ¿Preparados? ¡A refrescarse!

Instrucciones

  1. Cortamos y pelamos la sandía. Quitamos cuidadosamente las pepitas, procurando no dejar ninguna.
  2. Limpiamos bien con agua las hojas de menta (también puede ser hierbabuena). Con la ayuda de un mortero, las machacamos bien. Añadimos las dos cucharadas soperas de azúcar y continuamos machacando. En realidad, el procedimiento es muy parecido en este punto al de la preparación del mojito.
  3. En un vaso de batidora, ponemos los trozos de sandía, el zumo de los tres limones y el litro de agua mineral. Batimos lo suficiente como para obtener una mezcla homogénea.
  4. Finalmente, ponemos la menta machacada y el azúcar en una jarra. Añadimos la mezcla líquida y un buen puñado de hielo picado en trozos medianos. Mezclamos bien, ¡y listo!


[Total:2    Promedio:2.5/5]